Jerome Robbins


Jerome Robbins, legendario coreógrafo de ballet, musicales y clásicos del cine es considerado el más grande creador de la danza estadounidense, una leyenda de Broadway.


En 1940 se unió al American Ballet Theatre y dos años más tarde llegó a ser solista en esta compañía.




Coreógrafo y director teatral estadounidense (EEUU, 1918-1998), cuyos ballets destacan por su gran sentido escénico y por la unión indisoluble entre el movimiento y la música. Nació en Nueva York y asistió a la Universidad de dicha ciudad antes de debutar como bailarín en los teatros de Broadway.


Nacido con el nombre de Jerome Rabinowitz, comenzó su carrera bailando en comedias musicales en 1937 y se unió al Ballet Theatre en 1940. Se transformó en solista al año siguiente, uniéndose al New York City Ballet de George Balanchine en 1949.Su primer ballet, Fancy Free (1944), se expandió para convertirse en el musical cinematográfico Un día en Nueva York. A lo largo de su carrera creó más de 50 ballets, incluyendo Variaciones Goldberg, en 1971; Watermill, en 1972, y Brandenburg, el año pasado. Robbins era director artístico asociado del New York City Ballet desde 1949. Robbins hizo la coreografía y dirigió éxitos de Broadway, entre los que se encuentran El Rey y yo (1950), Peter Pan (1954), Amor sin barreras (1957), Gypsy (1959) y El violinista en el tejado (1964). Ganó además dos premios Oscar por la versión cinematográfica de Amor sin barreras (1961), que codirigió con Robert Wise.




Fue la primera comedia musical que ganó el Oscar a la mejor película. El exitoso show de 1989, Jerome Robbins Broadway, fue una retrospectiva de varios de sus más conocidos números musicales.Un creador prolífico, Robbins también ganó la Medalla Nacional de las Artes, de la Asociación de Directores Cinematográficos, un premio Emmy por la versión en TV en 1955 de Peter Pan, además de varios premios teatrales Tony. En 1958, formó la Lena Robbins Foundation para promocionar los trabajos de nuevos coreógrafos, y ese mismo año fundó su propia compañía, Ballets USA, para el Spoleto Festival. También fue miembro del Consejo Nacional de las Artes desde 1974 a 1980. Creó una larga lista de coreografías para el American Ballet Theatre, el New York City Ballet y para su propia compañía, Ballets: USA (en activo entre 1958 y 1961). Algunas de estas obras son: Interplay (1945), Preludio a la siesta de un fauno (1953), Variaciones Goldberg (1971) y Glass Pieces (1983).


Murió en su hogar neoyorquino el 29 de junio de 1998, a los 79 años. Fue el último de los titanes del mundo de la danza.




Photo: Martha Swope - © Avec la permission des archives du New York City Ballet



West Side Story


Su éxito fabuloso en 1961 inundó las radios de todo el mundo con la partitura de Leonard Bernstein. Esta puesta al día del eterno tema de Romeo y Julieta, en la que Montescos y Capuletos son reemplazados por portorriqueños recién llegados y anglosajones hijos de emigrantes, adaptaba un éxito teatral dirigido y coreografiado por Jerome Robbins, director de la película junto a Robert Wise. La trasposición a los suburbios de Nueva York no resultaba demasiado imaginativa. Incluso las secuencias argumentales debidas a Robert Wise son blandas y de una alarmante cursilería. Pero 'West Side Story' no ha pasado a la historia por su carácter de tragedia sentimental: las escenas de baile a cargo de Robbins resultan memorables por su brío y energía. En ellas reside tanto la originalidad como la clave del éxito del filme.




West Side Story © Eigentum des jeweiligen Studios / Vertriebes


'West Side Story' obtuvo la friolera de diez Oscar, entre ellos los de mejor película, director y actores secundarios (Rita Moreno y George Chakiris); sólo en París permaneció cinco años consecutivos en el local de su estreno. A lo largo de sus 151 minutos se suceden asombrosas secuencias de baile acrobáticas todavía no superadas. Puede que el tiempo no haya pasado en balde, acostumbrado como está el público actual al montaje frenético del 'videoclip'. Sin embargo, bueno es recordar que, por primera vez en la historia del cine, en 'West Side Story' la cámara se lanzó a las calles de Nueva York en pos de bailarines en vaqueros. 


Por A.G.Madrid


© bibliodanza- ciudaddeladanza